martes, 2 de marzo de 2010

Aristóbulo ¿hasta cuándo lumpias?

La única explicación que le encuentro a las reiteradas estupideces que vociferan los chavistas es que hay una “mente maestra” que deliberadamente planifica la sarta de pendejadas y luego como la maestra del kindergarten, asigna a cada uno de los alumnos lo que tienen que decir.

El presidente de EDELCA promoviendo oraciones a Dios para que levante la empresa, el diputado que ve un complot de la oligarquía internacional en el famoso h1j0d3pu74 de Juanes, el Vicepresidente que niega la ayuda eléctrica de Colombia mientras que el ministro de electricidad y el propio presidente consideran la propuesta, y ahora le toca (de nuevo) al maestro Aristóbulo.

Este docente “prestado” a la vicepresidencia del PSUV y presuntamente inefable lector de novelas de espionaje sentenció que el movimiento estudiantil (un sector de la derecha fascista, según sus propias palabras) está entrenado por la CIA y el MOSSAD israelí (tal vez para desviar la atención del tema de la ayuda que brinda Venezuela a las FARC y a la ETA) y convertirlos en “objetivo político de alta peligrosidad”. Comentario que no pasa de diluirse en el mar de descalificaciones que diariamente los personeros del gobierno le encasquetan a quien se atreve a oponérseles, y que por lo tanto no sorprende para nada a quienes vivimos aquí y conocemos la “idiosincrasia política chavista”, que es defender la revolución, no con una buena gestión, no por el debate de las ideas sino a punta de insultos y vituperios al adversario, (allí está el caso del gobernador Henri Falcón, que mientras estaba en el PSUV era una maravilla y cuando se cambió al PPT era un inservible bueno para nada).

Pero lo verdaderamente indignante de las declaraciones del “maestro” Isturiz es la acusación de que la "fuerza mediática" difunda ante la comunidad internacional que en el país "no hay agua, no hay luz, hay colas para todo"

Aristóbulo ¿qué te dio?, como te dijo chavez una vez, ¿te volviste a fumar una lumpia? Mira mijo, a mí (y al resto de Venezuela) nos suspenden el servicio eléctrico TODOS LOS DÍAS, hay bajones de energía TODOS LOS DÍAS, precisamente antes de publicar el presente y de manera inesperada y no planificada, se me acaba de ir la electricidad por CUATRO HORAS (de 8 am a 12 m) me llega el agua CADA CUATRO DÍAS por espacio de miserables 6-8 horas y siempre en la madrugada, ahora es que no hay colas en los Mercales porque no hay ni azúcar, ni harina de maíz, ni leche en polvo, ni margarina ni papel sanitario, ni café ni nada. Párate en un cajero automático o entra a un banco para que veas la inmensa cola de gente (y no me refiero a los oligarcas, porque esos no hacen cola) de humildes trabajadores que aún les queda algo de capacidad de ahorro y guardan sus pocos churupitos, sacando cobres para poder completar para la cesta básica (que por cierto, aumentaron el salario mínimo en un 10% y suben los productos subsidiados entre un 11% y un 40%, ¿no te parece eso una burla al “proletariado” que tanto dices defender?). Anda a un hospital y te detienes en la consulta de pediatría (por ejemplo) para que veas una cantidad de madres tal, que ya desearía tener chavez esa cantidad de público en una de sus concentraciones públicas; entra a una Notaría Pública o a un Registro…

¿En cuál país vives tú, Aristóbulo? O mejor debo preguntar ¿en cuál planeta? ¿Tú crees que si a mí (cosa que no va a pasar nunca, pero, por si acaso) me entrevista CNN, o Reuters, o la AFP voy a decir que en Venezuela todo está lindo y bello, que aquí no está pasando nada? ¿Qué ya quisieran Alemania y Suiza parecerse a nosotros? ¿qué en Venezuela la gente se muere de fastidio porque ya tiene toda la vida resuelta?

Sabes a quién se me parece esta “Revolución Bonita”? Hace muchos años pasaban una comiquita llamada Cool McCool (“yo amo el peligro”) en la que uno de los villanos se llamaba “Huracán Harry”; era un tipo cuyo poder residía en la apabullante capacidad de crecer, y crecer, y crecer pero inflándose únicamente de aire, y cuando perdía el diente, que era una especie de válvula, se desinflaba como un globo, volando de aquí para allá, dándose tumbos contra las paredes y terminaba hecho un guiñapo que no valía medio.

Si Pedro Emilio Coll hubiera vivido en esta época seguro que el personaje de su famoso cuento no se hubiera llamado Juan Peña sino “Revolución Harry”, y en vez de finiquitarlo con una apoplejía, hubiera utilizado página y media con la conocida onomatopeya del: psssssssssssssssssssssssssssssssssss


Tomado del diario EL NACIONAL:

Aristóbulo Istúriz, vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela para la región Nor-Oriental, calificó al movimiento estudiantil como "un sector de la derecha fascista entrenada por Israel y por la CIA", y alertó a los partidarios del gobierno, a quienes llamó a "una confrontación entre los intereses del gran capital y la oligarquía y los intereses del pueblo".

Igualmente, condenó que la "fuerza mediática" difunda ante la comunidad internacional que en el país "no hay agua, no hay luz, hay colas para todo", no hay libertad de expresión, entre otros aspectos.

Por el contrario, aseguró que en el país "no se usan las armas de fuego en las manifestaciones públicas", y afirmó que "en este país no se ha cerrado ningún medio de comunicación" y hay un "alto porcentaje de acceso al agua potable".

Igualmente, calificó a Venezuela como "la nación donde hay mayor libertad de expresión".

Istúriz denunció que esta matriz de opinión es obra de "la ofensiva mediática internacional" con la finalidad de "tratar de descalificar internacionalmente al gobierno bolivariano y al presidente Hugo Chávez Frías", sentenció el ex candidato a la Alcaldía Metropolitana en las pasadas elecciones.

Criticó que los medios internacionales dieron menos cobertura a la conformación de una nueva organización paralela a la OEA, privilegiando la disputa entre el presidente colombiano, Álvaro Uribe, y Hugo Chávez.

Igualmente, en miras a las elecciones legislativas de septiembre, denunció que lo ocurrido en Honduras fue un "golpe constitucional" y que se pretende aplicar el mismo sistema con el gobierno de Chávez.



, ,