miércoles, 10 de febrero de 2010

EDELCA está por el suelo... lo dejó entrever su presidente


Para apropiarme de una frase que no es mía sino de Leopoldo Castillo, la noticia que está rompiendo el celofan ( para mí, en todo caso) es la publicación de un memorandum de la empresa EDELCA en el que su presidente convoca a los empleados a una jornada de oración llamada “clamor a Dios por el sector eléctrico nacional” con la intención de “levantar la empresa”.

No niego el gran poder de la oración cuando ésta se hace con fe. Soy testigo de cómo el Señor derrama su Gracia sanante, eficiente y suficiente sobre aquellos que piden con fe… lo que me extraña sobremanera es que una empresa que pertenece al Estado que ex profeso sacó a Dios de la constitución, prohibió la educación religiosa escolar en los planteles públicos, eliminó gran parte de las ayudas a instituciones religiosas de ayuda a los necesitados, que tiene bandas dedicadas a atacar templos y a rayar paredes de iglesias pintando consignas infamantes y ultrajantes contra dignos sacerdotes de Cristo, y cuyo máximo (¿?) líder se declara comunista y nos quiere conducir a todos los venezolanos por ese mismo camino, esté promoviendo una “jornada de oración”.

Mirando las cosas desde el punto de vista chavista, me parece que ese presidente de EDELCA con la convocatoria, está negando las principales líneas filosóficas de esta “revolución bonita” y se convierte en un enemigo solapado de todo lo que ha anunciado chavez y especialmente de su autoproclamación de “comunista”.

No tenemos mas dios que chavez” parece ser la consigna de las focas amaestradas, y que de repente un miembro del gobierno de manera pública reconozca que hay un Dios por encima del “dios oficial y revolucionario”, al que se le puede pedir por una solución que “el dios oficial y revolucionario” ni ha podido ni ha sabido dar, me parece un crimen de lesa patria que atenta contra la infalibilidad del pantocrator de Sabaneta.

Y es que estos tipos no aprenden… después del triste espectáculo del general y ex ministro de la defensa Rangel Briceño, que en pleno show de “pare de sufrir” le dieron como tres desmayos y tuvo que ser sostenido por sus edecanes (que el verdadero milagro fue que los edecanes pudieran con semejante mole) y que a raíz de ese bochornoso espectáculo perdiera la Cartera de la Defensa, ahora viene este otro a poner su puesto en la cuerda floja promoviendo concentraciones protestantes a sabiendas de que comunismo y religión no se mezclan.

Pero el detalle que mas me llama la atención es la declaración oficial del último párrafo del memorandum que cito textualmente: “Unidos en este compromiso para levantar nuestra gran empresa, apoyemos esta convocatoria con nuestra asistencia”. El propio presidente reconoció que EDELCA está por los suelos (yo diría que “bajo tierra”) y que la cosa está tan mala que solo Dios (no “el dios oficial y revolucionario” sino YAHVEH) es el que puede “levantar la empresa”.


, ,