viernes, 26 de junio de 2009

Michael Jackson. "De qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida"


No se si hoy estoy particularmente ácido, pero por mas que leo noticias acerca de la muerte de Michael Jackson, no puedo sentir un mínimo de compunción por su abrupto final. La mayoría lo asume como una gran tragedia, como noticia infausta, como la desaparición de un ídolo del pop, y yo solo puedo recordar la frase de Cristo: “¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)

No voy a negar que el sr. Jackson fuera un estupendo bailarín, y cómo le dicen ahora a los buenos cantantes, tuviera un “registro vocal” inimitable e inigualable, pero si su vida hubiera servido como ejemplo a seguir (no me refiero a la moda que implantó: guantes, sombrero, mono en el hombro, etc, sino a su vida personal ligada íntimamente a su vida profesional) tal vez hoy no estuviera escribiendo estas líneas sino sumándome a todos aquellos que lamentan la pérdida. “¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)

Un hombre que se opuso a todo lo natural, en su caso a ser negro, a no querer la cara que originalmente tuvo sino la de Diana Ross (por cierto, negra ella también), al temor a envejecer lo que le hacía dormir en cámaras hiperbáricas, a ser adulto (su voz aniñada, el nombre de su residencia “neverland” haciendo referencia al cuento de Peter Pan, el parque de diversiones y zoológico en la propia casa), sus faltas de criterio e infantilidades temerarias como aquella de sostener a su hijo en el vacío fuera de la ventana en un hotel de París, a rodearse siempre de niños porque no confiaba en los adultos, y resulta que lo venció lo mas natural del mundo, que es la muerte.¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)

Y hablando de arruinar vidas (las de los demás), sus continuados juicios y demandas por conductas inapropiadas con menores varones que hicieron profunda sombra a sus éxitos como artista y que hicieron menguar profusamente su inmenso caudal de dinero. “¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)

¿Qué obnubiló a su gran fanaticada para obviar todo lo anterior y concentrarse solamente en el espectáculo, el montaje, los juegos pirotécnicos y el marketing?, no lo se. ¿Para aplaudir hasta rabiar a un contumaz coleccionista de juicios por pedofilia? No lo se. Podríamos hablar de valores hasta la puesta del Sol y aún así no llegar a un mínimo acuerdo en torno a la figura del sr. Jackson, especialmente porque sus fans que lo tienen como modelo lo defienden a capa y espada. Sin embargo “¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)

Por eso no me provoca compunción su final sino lo que sucederá con él de ahora en adelante. Por eso mi deber cristiano de elevar a Dios mis oraciones para que si en algo quedó manchado por culpa de sus debilidades humanas, el Señor lo perdone y lo purifique.¿de que le sirve a un hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? (Mateo 16,26)


, ,


7 comentarios:

Vangelis dijo...

Como se nota su ignorancia...

¡Informese mejor y no asegure estatutos que se saben que son falsos!

Ademas... Su Dios no existe. ¡Enterese!

Padre Carlos dijo...

Y ahora Michael Jackson tampoco!!!

Argenis Serrano dijo...

Muy de acuerdo estamos, Michael Jackson en su vida personal fue la antítesis de lo que pudo ser. Ejemplo de esa fatua razón que muchos aducen: Una Mala Infancia, a la cual no se despegó.

Pero creo (porque yo mismo lo estoy haciendo), que la figura que ven millones de personas, es la del creador, innovador, músico, bailarín, registro, autenticidad a la cual no se despegó (y caro que le costó). Quizás esa es la parte que muchas personas sopesan para darle el perdón humano, que ante Dios es muchísimo menos que la nada, pero es nuestra obligación y querencia, reflejo de Dios nuestro creador.
El mal tiene siempre una debilidad: No puede ser absoluto, sólo se ha demostrado en 3 seres en la historia: Rasputin, Hitler y Bonaparte.
En Michael jackson la gente verá siempre el lado musical y sabrá su corazón reprochar y hacer inaceptable sus constantes errores, para consigo mismo y para con los demás.
Eso vemos la fanaticada, su parte humana que se hizo baile y canción.
Dios sabrá qué hará con él, no hagamos más leña del árbol caído.

Dios existe, es el mismo PARA TODAS Y TODOS. Hasta para no creer en él lo invocas, así confirmas que existe...
Y sí, está ácido, era obvio que hoy saldría la contraparte de lo que le comenté.
Humor y Paz.
www.humoristech.blogspot.com espero le guste mi blog como a mi el suyo.

Aldi dijo...

Vangelis.. la peor ignorancia es decir que Dios no existe.

Padre Carlos, la verdad no me gusto mucho tu forma de pensar. Aunque no comparto lo que haya hecho Michael, la verdad a mi si me dolio mucho su partida, porque no ha tenido el privilegio de poder conocer la realidad de una verdadera sanidad por medio de Jesucristo. Estoy seguro que el ya debio haber oido hablar de Jesus, pero no sabemos si El le habra tocado su corazon. Lo unico que puedo decir de Jackson : QUE DIOS TENGA MISERICORDIA DE SU ALMA.

ladydiet dijo...

Creo que siempre se ha obviado su parte más humana, la que le engrandeció mucho más que su parte artística: su permanente entrega a los demás a través de su música, las enormes cantidades de dinero que donó a obras de caridad (tiene hasta records Guinness por ello), su intento de hacer felices a los niños, puesto que él nunca tuvo una verdadera infancia(lo que acabó volviéndose en su contra por los prejuicios y el no saber ver más allá que nos bloquean a todos...)Sinceramente, creo que su familia o quizá sus fans, deberían reivindicar su verdadera esencia, más allá de su enorme carisma e influencia como artista. Estoy absolutamente segura que Dios le ha recibido con los brazos muy abiertos!!! Más allá de cualquier otra consideración, Michael fue un ser humano excepcional que hizo mucho por los más desfavorecidos. Eso sí es ser un verdadero cristiano. DEP

Padre Carlos dijo...

Hola Ladydiet:

La vida religiosa de Jackson se bandeó entre los testigos de Jehová, la khabala y el Islam, ninguno de ellos son cristianos.

Concuerdo contigo en que Jackson fue un excelente filántropo, pero no un buen cristiano.

Saludos

ladydiet dijo...

Es cierto, su religión no estaba definida, pero su obra encarna el ideal del cristianismo. Su amor hacia el prójimo resulta absolutamente conmovedor, al menos para mí. Y, lamentablemente, muy mal entendido.